¿Qué es un edificio optimista o “buenrollero”?


En Vygon entendemos por “edificio optimista” un espacio donde se fomenta el buen rollo. Un lugar lleno de espacios para desconectar, que favorece la comunicación entre compañeros, que recuerda en todo momento quiénes somos, cómo somos y a quién servimos. Un edificio que pone lo material al servicio de nuestra esencia: el optimismo como forma de trabajo y como forma de vida.

En nuestro “edificio optimista” hay espacio para el trabajo, pero también hay espacio para el disfrute, la formación y la comunicación.

Contamos con una sala de relajación donde desconectar disfrutando de un buen café o jugando al futbolín, con las fotos de nuestros viajes y actividades juntos de fondo, mientras escuchamos el hilo musical de nuestra “gramola vygonera” (una lista de canciones que se confecciona a través de nuestro grupo de WhatsApp). Aprender debe ser una actividad gratificante. Y hemos transformado nuestro tradicional corcho para anuncios legales en un espacio donde celebrar lo que nos ha salido bien y compartir las cosas que queremos mejorar. Además nuestro edificio está “cardio-protegido”, ya que cuenta con un desfibrilador. Aquí es estrés queda definitivamente fuera.

Cada estancia de nuestro edificio transmite optimismo, y para conseguirlo contamos con la colaboración del artista Fernando Jiménez (Premio Senyera 2007), que ha co-creado el edificio junto a los representantes de nuestros 4 stakeholders. Vygon es una organización con valores muy arraigados, que cuida de la gente y nunca deja de crecer. Unos conceptos que inspiraron a este artista una visión: Vygon es como un árbol pintado por una niña de 8 años. El hilo conductor de una obra que engloba todos estos conceptos.

Paseando por el edificio podemos encontrarnos con los 5 árboles de los 5 valores Vygon. Cada árbol representa uno de los valores de la organización (compromiso, orientación a la mejora, mentalidad abierta, personas e integridad) y están compuestos por post-its donde cada empleado ha escrito lo que ese valor significa para él o ella. A la entrada del almacén nos topamos con un mural, de 8 metros de altura, con el árbol que Fernando Jiménez ha diseñado para nosotros basado en el dibujo de esa niña de 8 años. Pero, además, todos los despachos están pintados con árboles mediterráneos que nos recuerdan dónde estamos y, lo mejor, ¡no necesitan riego!

Pero nuestro edificio transmite optimismo desde que entras en él hasta que te marchas. La entrada te recibe con el logo del “edificio optimista”, algo que ya prepara al visitante para lo que va a ver. Tenemos una obra titulada Universo Vygon (un precioso mapa estelar) para que todos nuestros stakeholders puedan firmar su estrella, y el Mapamundi Vygon donde colocaremos un dibujo de un elemento representativo de cada país donde haya una filial del grupo Vygon, realizado por uno de sus niños. Nuestro edificio tiene un ambiente completamente familiar, que tiene como libro de visitas una gran pizarra mural. Nos encanta que nos vengan a visitar, así que estás invitado a coger una tiza y dedicarnos unas palabras antes de salir de nuestro “edificio optimista”.

There is no more story.
Next Vygon asiste al 12º Congreso Nacional SEHAD

1 Comentario

  1. […] proyecto es una iniciativa del equipo de Vygon España, tras la inauguración de nuestro Edificio Optimista, el primero de toda España, inaugurado en mayo de 2014, a la que se han sumado como […]

Deja una respuesta.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *